María Cicuéndez Luna

Periodista especializada en Crecimiento Personal

Encuentra caminos

4 Comments

Poco a poco, de una manera abrupta, pero subliminal, las circunstancias nos están llevando a ir dejando atrás lo que mueve nuestras vidas: los afectos, las ilusiones, los planes y sobre todo la sensación de libertad que invita a vivir.

Un hilo musical continuo susurra palabras de miedo y de incertidumbre que bloquean y paralizan. “Dime lo que piensas y te diré quién eres”. Quizás sea el momento de mirar a esos pensamientos y darles la vuelta, darles la orden de dejar de machacarnos para encontrar ratitos de paz y de esperanza.

En un mundo de incertidumbre en el que ya no hay que ir al cine porque la mejor película está en la calle. Cuando la realidad supera la ficción, la nieve nos aísla, el hielo nos aturde y la lluvia disuelve obstáculos y despeja el camino, nos quedamos ahora sin el consuelo de pasear por parques porque están cerrados. En el surrealismo de lo permitido o no por semanas, en un quita y pon de normas de las que ya hemos perdido la cuenta y sobre todo el sentido, la naturaleza reclama su espacio para sanarse.

Así que, nos guste o no, lo aceptemos o no, el ser humano está llamado a despertar su espíritu más resiliente para combatir y superar el día a día. A estas alturas seguimos con la asignatura pendiente de  poner color a la vida, de aceptar que realmente depende de uno. Los cubanos nos llevan ventaja en eso de “resolver” y nos enseñan la pericia de salir adelante cuando hay necesidad.

Hoy quiero pedirle al arcoíris que llueva color sobre nosotros para que nos devuelva la esperanza, la sonrisa y la alegría. Para que veamos en el otro una fuente de apoyo y nos paremos a recuperar el espíritu del balconing, a mirar a los demás a los ojos, y a entender que cada persona está luchando bajo unas circunstancias diferentes.

Somos mucho más fuertes de lo que sabemos, tan solo hay que despertar a lo más profundo de la condición humana. Estábamos muy acostumbrados a las rutinas diarias que nos mantenían ocupados y quizás lejos de nuestros propios sentimientos. Ahora hay un cuaderno en blanco que llenar cada día de lo que cada uno elija.

Recuerda ser amable contigo mismo y por ende con los demás. Encuentra tus propios caminos, solo o en compañía, pero recordando que el sol seguirá saliendo cada mañana (si no nos lo tapa Bill Gates, ¡no le dejaremos!).

María Cicuéndez

Author: María Cicuéndez Luna

mariacicuendezluna@gmail.com

4 thoughts on “Encuentra caminos

  1. La resiliencia nos empuja a sacar lo mejor de nosotros, agarrarse a los detalles de cada día que antes no nos importaban y ahora cobran todo su sentido.
    Mirar con los ojos de un niño que se maravilla de todo cuanto ve para no perder la ilusión y no caer en el desánimo.
    Bonitas reflexiones Maria, me llenas el alma.

  2. “En un mundo de incertidumbre en el que ya no hay que ir al cine porque la mejor película está en la calle”. Me encanta!!!.

    Me han gustado mucho tus reflexiones. Grandes palabras María. Eres auténtica!!

  3. ¡Gracias, querida MARÍA, por tocar el alma!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s